Democracia de derechas, no de derechos

El País no pide la derogación de leyes que atentan contra la democracia en España como la Ley Mordaza.

Tampoco exije la derogación de la Reforma Laboral que cada año lleva a la pobreza a miles de españoles y pone en cuestión la democracia.

Ni ataca la corrupción o las mafias policiales, porque están de su parte.

El País apadrina a Ciudadanos que es el partido del IBEX-35 y que, en busca del máximo beneficio, apoya tarifas eléctricas que son un robo, menos impuestos para los ricos y subidas en el gasto de Defensa con recortes en Sanidad, Educación y Servicios Sociales.

El País no quiere democracia en España, le va bien con este simulacro que empobrece a la mayoría y enriquece a los suyos.

Pide democracia para Venezuela como si allí no la hubiese, parecida a la nuestra y más avanzada en algunos aspectos.

El País miente porque no dice que lo que quiere en Venezuela es una dictadura blanda en manos de la oligarquía venezolana (Cisneros y compañía) con la que este diario y Felipe González tienen negocios en común.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*