El PP de Aznar

Quieren volver los viejos tiempos. El PP perdió las elecciones y el gobierno en 2004 porque el Presidente Aznar, con el apoyo de gran parte de la armada mediática, trató de convencer a los españoles, contra toda evidencia, de la intervención de ETA en el atentado islamista de Madrid del 11M del mismo año.

La peña ya estaba harta porque a mediados del año anterior, este presidente, con el 91% de la población española en contra, nos metió en la invasión de Iraq con el falso pretexto de la posesión de armas de destrucción masiva por parte del gobierno de tal país. Iraq fue destruido y la guerra aún no sabemos si ha terminado, pero esa invasión, no autorizada por la ONU, supuso el fortalecimiento del terrorismo islámico.

Contra la participación de tropas españolas en esa guerra, que él ahora niega, se produjo en Madrid la mayor manifestación de la democracia después de la del entierro de los abogados de Atocha asesinados en 1977. Unos días después, el PP perdió las elecciones y Aznar, mientras aprendía inglés de urgencia, fue contratado por una universidad norteamericana.

Además de su contribución a la invasión norteamericana,  comprometió una compra desorbitada de material de guerra (30.000 millones) a la industria USA que, aunque no nos es útil, aún estamos pagando. Dentro de casa había hecho una reforma de la Ley del suelo por la que se podía construir en cualquier lugar en el que no estuviese explícitamente prohibido, lo que causó la burbuja de la construcción que produjo la crisis de 2007 de la que aún no nos hemos recuperado.

Como consecuencia de su reinado, el 80% de su gobierno tiene problemas con la justicia y curiosamente él no, a pesar de que la boda de su hija en El Escorial parece que fue pagada por la Gürtel como demuestran las fotos de los asistentes actualmente procesados.

Su esposa, no parece tener la misma suerte con la venta, durante su alcaldía de Madrid, de viviendas sociales a fondos buitre, en los que parece que también trabaja su hijo mayor.

Este es el líder, que al final de su mandato fue recompensado con un sillón en el Consejo de una energética del IBEX (como su antecesor F. González) y que luego ha cambiado, para mejorar, por el “asesoramiento” a grupos financieros y otros “negocios”, es quien hoy defiende la unidad de España (es posible que quiera venderla entera) y los valores de la “Reconquista” (?), manejando los hilos del muñeco Casado.

Algo no hemos hecho para evitar que esto siga así.

Podemos lo tiene difícil

Hace nueve meses hablábamos de sus muchos problemas y parece que van aumentando.

Por un lado sus tres “sensibilidades” se van mostrando incompatibles. En las recientes primarias de Madrid, los anticapitalistas no quisieron participar porque pensaban que fechas y condiciones se habían impuesto por la cúpula en su propio beneficio. Ahora Errejón se “libera” y se va sin irse (en su opinión) porque entiende que la cúpula está tomando decisiones sobre su candidatura sin contar con él.

Parece evidente que los errejonistas no se pueden entender con los anticapi, porque son de izquierdas y ellos son progresistas y “transversales” (sea lo que sea transversales, pero según parece algo de derechas). El término “progresista” lo utilizó Rubalcaba cuando se presentó para presidente de Gobierno y fracasó. ¿Por qué tiene Errejón tan claro que su “progresismo” será más rentable que el de Rubalcaba? Lo que parece lógico es que mentalidades similares acaben confluyendo y más tarde o más temprano veremos a los errejonistas en el PSOE, pues esa ruta lleva Carmena. En todo caso, si esto sigue como quiere Errejón, su candidatura en la Comunidad de Madrid competirá con la del PSOE más que con cualquier otra.

Los pablistas parece que están en medio pero pueden estar en cualquiera de los costados, porque quien sigue a un hiperlíder como Iglesias también puede seguir a otro como Abascal. El hiperliderazgo de Iglesias, es evidente que ha dado motivos sobrados para el descontento de Errejón. Encontramos casos como la reciente crisis de Cantabria en la que la única que parece que ha salido indemne es la pablista que la provocó.

Lo bueno de las crisis es que cuando se resuelven pueden mejorar la situación y yo creo que a esto ayudaría si el líder peor valorado en la mayoría de las encuestas se dedicara los próximos años a cuidar de sus niños en su confortable chalet. Si además subiera el nivel de democracia interna seguro que todo iría a mejor.

La derecha rabiosa

No pueden soportar estar en la oposición y gritan y sobreactuan en busca del votante tonto.

Es cierto que el PP pasa por sus horas más bajas asfixiado por la corrupción. También es cierto que los políticos de derechas son los segundones que no han podido entrar en las gerencias de las empresas privadas y buscan desesperadamente puertas giratorias que les aseguren el futuro.

Ciudadanos corre de  acá y para allá como pollo sin cabeza (la del naranjito no vale mucho) y tratan de buscar su sitio en el escalafón.

Pero es que están tratando de llegar al caos, algo parecido a un golpe de Estado suave, que les saque de su propia ilegalidad. De la jaula de corrupción en que están metidos y al joven orangután Casado de la nulidad de su propio currículo académico.

En su desesperación, están sacando su brazo armando: la ultraderecha para tratar de amedrentar.

La derecha, como la Iglesia Católica, siempre se ha caracterizado por imponer reglas a los demás y no cumplirlas ellos mismos. Porque son “sus” reglas y cuando pierden el poder se sienten perdidos porque sus jefes (las mafias financieras) les pueden considerar amortizados y pueden quedarse sin caviar.

Pero resultan muy molestos, a la vez que perniciosos, para los españoles y si no fuera por el protagonismo que les dan los medios de comunicación (y propaganda) serían muy poca cosa.

Despreciables.

España 2018: Menos nacimientos y más muertes

En el primer semestre de 2018, han descendido los nacimientos en España, en casi un 6% y ha aumentado la mortalidad en un 2,1%, según el Instituto Nacional de Estadística.

Normal. Bajan los salarios y aumenta el número de trabajadores y trabajadoras en riesgo de exclusión. Si tienen dificultades para sobrevivir ¿cómo van a pensar en reproducirse? A esto contribuye la especulación que está poniendo la vivienda a precios imposibles.

Se deteriora el Sistema Nacional de Salud. Ha habido huelga de profesionales en Cataluña denunciando el problema de los recortes y ahora hacen huelga los gallegos por la misma razón. El copago de las medicinas contribuye también a acelerar la llegada de la muerte, porque ya se está viendo que muchas personas no pueden retirar las medicinas que necesitan.

Estas cifras evidencian que las políticas de austericidio que propone la Unión Europea y aceptan nuestros gobiernos son buenas para los accionistas pero disminuyen la calidad y la duración de la vida de los demás.

Estas cifras cantan. Quizá por ello es tan difícil encontrarlas en los periódicos.

Chalecos amarillos

Estamos aquí para que nos oigan, la violencia no va a resolver nada, pero tienen que comprender que estamos hartos”, “nos toma por idiotas”, “que bajen los impuestos, que paguen más los ricos y no los jubilados”, respuestas de demócratas hartos de ser engañados.

Frases como estas recogieron ayer los periodistas por toda Francia en las diversas manifestaciones que representaron el cuarto sábado de descontento de la población con las políticas de “gobernar para las élites” que denunciaba Oxfamintermon en su informe de enero de 2014.

Han pasado más de cuatro años y el robo continúa, por lo que la población empieza a hartarse y actúa con violencia que es el único lenguaje que entiende y usa el capitalismo salvaje.

La derecha respondió con represión: más de 1700 detenciones y 264 heridos (un 10% policías), según El País. Muchas de las detenciones fueron “preventivas”. Curioso Estado de Derecho que ordena detener por indicios de malas intenciones.

En Bruselas, en el barrio de las instituciones europeas, también hubo manifestaciones y detenciones y sería lógico que estas protestas se extendieran al resto de los países de la Unión Europea porque esa institución es la que apadrina y promueve tanta política injusta.

Mientras tanto, Macron calla y el resto de los gobernantes también, como si la cosa no fuera con ellos.

¿Habrá que “hablar” más alto?

RNE5 tiene que mejorar

Hoy el informativo de las 14 horas ha consistido en la retransmisión de una rueda de prensa de Pablo Casado sobre las elecciones andaluzas.

En primer lugar, Pablo Casado no se ha presentado a estas elecciones.

En segundo lugar el PP no ha ganado las elecciones, aunque pueda llegar a gobernar.

En tercer lugar una rueda de prensa de un político que no ostenta responsabilidades de gobierno, no es información, es propaganda. Sobre todo cuando el político es este dirigente del PP que miente más que Trump.

En tiempos de Rajoy esto hubiese sido considerado normal, porque la manipulación de los medios públicos que hizo el gobierno Popular, como el de otros bienes públicos, como si fueran de su propiedad fue intolerable en términos democráticos. Pero se ve que la “limpieza” que ha hecho Rosa Mª Mateo, que tanto ha molestado a los fachas, ha sido insuficiente.

Los medios públicos tienen que estar al servicio de los ciudadanos, no de los políticos que estén en el gobierno o en la oposición. Mientras tanto esta democracia sigue descomponiéndose.

Miserable la actuación del Gobierno con el pesquero de Santa Pola

Queda demostrado que lo del Acuarius fue sólo un gesto. El PSOE ya nos tiene acostumbrados a la política de “gestos”.

Para empezar, hay que decir que hay muchos culpables en esta política asesina contra los migrantes pobres. La ONU no debería permitir que las grandes corporaciones esquilmen las riquezas de los países africanos y le hagan imposible la vida a sus pobladores. Pero la ONU está formada por muchos países aunque unos pocos tengan derecho a veto. Mala cosa.

La OTAN convirtió Libia en un Estado fallido. En ese país, rico en recursos energéticos, había un dictador que trataba de estar a bien con la comunidad internacional (por la cuenta que le tenía), pero la OTAN lo invadió (por su cuenta), asesinó al dictador y se fue, dejándolo en manos de dos o tres señores de la guerra que son peores que los dictadores (alguien habrá salido ganando, seguramente las grandes compañías americanas y británicas del petroleo y el gas).

La Unión Europea no es la culpable de las migraciones mediterráneas, pero pasa de ellas porque tiene otros “negocios”.

En España pensábamos que los gobiernos defendían a las empresas, pero ya vemos que sólo a las del IBEX, porque un pesquero es una pequeña empresa y no merece su protección.

Cuando un pesquero se encuentra con naúfragos, las leyes internacionales les obligan a rescatarlos, también los derechos humanos y el sentido humanitario de las personas, pero eso para este gobierno ha importado muy poco, les ha tenido más de una semana parados en medio del mar esperando respuesta y sólo cuando el gobierno valenciano les ha ofrecido cobijo les ha encontrado refugio en Malta.

Una pequeña empresa ha estado más de una semana sin poder trabajar, ha cargado con 12 migrantes, tantos como marineros, en un espacio reducido, expuestos a conflictos, enfermedades, etc. y el Gobierno les recomendó que los devolvieran a Libia. ¡Increible! Para un empresario que pone los derechos humanos por encima de sus propios beneficios ¡se le penaliza! Eso tenemos, capitalismo salvaje.

A Florentino Pérez le indemnizaron con más de mil millones por su almacén de gas fallido en el Mediterráneo. A la familia del pesquero de Santa Pola, que ha salvado 12 vidas (de negros, eso sí) no les darán ni las gracias.

Madrid Central y la derecha cerril

Los madrileños llevamos muchos años respirando aire venenoso. Se calcula que 3000 personas mueren aquí cada año por esta causa. El ayuntamiento del PP fue amonestado y multado muchas veces, por parte de organismos de la Unión Europea, y la única medida que tomó fue cambiar de lugar los medidores de contaminación poniéndolos en los parques.

Cuando el actual ayuntamiento toma una medida eficaz, como se ha visto en otras ciudades europeas, la Comunidad de Madrid quiere anularla y solivianta a sectores económicos para que protesten por ello, poniendo el beneficio económico por encima de la salud de los ciudadanos. La armada mediática favorece ese juego porque son cómplices en el negocio.

La sanidad privatizada se verá favorecida por el aumento de enfermos y la mejora en la salud de la población mermaría sus beneficios. Como para las farmaceúticas, la enfermedad es un negocio como otro cualquiera.

A eso apuesta la derecha cerril. Ni siquiera se espera a que pasen unos meses para ver los resultados. Se oponen a todo lo que no hagan ellos mismos porque se consideran los dueños de la finca, como en el franquismo. Han tratado de convencernos de que sus nefastas medidas económicas son las únicas posibles y cuando la izquierda demuestra su falsedad se revuelven rabiosos porque se ven con el culo al aire.

¿No puede haber una derecha razonable y democrática?

La resaca del independentismo

Ya iba siendo hora de que en Cataluña sólo se hablara del independentismo y se ocultara con ello la agenda social.

Al fin, profesionales sanitarios, bomberos, estudiantes … han salido a la calle para denunciar los ataques al Estado del Bienestar y la agonía de los servicios públicos básicos. Lástima que todavía haya mucha gente que no se dé cuenta de que los problemas de la Sanidad no son de sus profesionales sino de los enfermos, que podemos ser todos.

La derecha catalana y los socialistas, que han gobernado allí durante tantos años, han efectuado recortes más duros que los del gobierno central. La corrupción de Convergencia y Unió no ha sido menor que la de los grandes partidos nacionales y todo eso se ha tratado de tapar con la manta del nacionalismo.

Si se sacara de la cárcel a los presos políticos, todo podría mejorar.

Parece que muchos ya están entrando en razón, de lo que podemos alegrarnos porque además a la armada mediática se le ha quedado obsoleto otro espantajo y, por unos días, mientras buscan uno nuevo, podremos estar más tranquilos.