El Debate sobre el estado de la Nación lo ganó Alberto Garzón

Mucha gente se pregunta para qué sirve el Senado y pocos se plantean para qué sirve este Congreso, aunque muchos, quizá una mayoría, pensamos que no nos representa.

Si analizamos el último debate sobre el estado de la Nación, a través de las encuestas del CIS, que es quizá la aproximación más veraz que tenemos sobre la opinión de los ciudadanos, podemos encontrarnos varias sorpresas.

La manipulación de los medios.

Para ellos, el debate era entre Rajoy y Pedro Sánchez, porque su perspectiva es bipartidista y por ello ocultan que hubo muchos más políticos y partidos que participaron, pero como han dicho Ramonet y otros, la manipulación de los medios está más en lo que callan que en lo que dicen.

Lo que piensan los ciudadanos.

Hay dos preguntas de la encuesta del CIS que no han tenido repercusión en los medios pero que a mi me parecen fundamentales:

Pregunta 13. En términos generales, ¿cómo le parecieron: muy bien, bastante bien, bastante mal o muy mal, las intervenciones a lo largo del debate de…?

Garzón

Sánchez

Rajoy

Díez

Muy bien

8,6

5

5,6

6

Bastante bien

21

24,3

17,2

19,9

Aceptación

29,6

29,3

12,8

25,9

Bastante Mal

10,7

27,2

27,3

15,4

Muy mal

7,3

13,2

32,1

9,7

Rechazo

18

40,4

59,4

25,1

Las respuestas a esta pregunta, en relación con los líderes que más aparecen en la encuesta, permiten comprobar que las intervenciones mejor acogidas (29,6%) fueron las de Alberto Garzón y también las que produjeron menor rechazo (18%); en segundo lugar en aceptación encontramos a Pedro Sánchez (29,3%), aunque en rechazo es Rosa Díez (25,1%), en tercer lugar Rosa Díez y Pedro Sánchez intercambian sus papeles y en cuarto claramente M. Rajoy con menor aceptación y mayor rechazo.

Más importante aún es la pregunta 13a. porque se refiere al acuerdo o desacuerdo de los ciudadanos con los planteamientos del político.

Pregunta 13a. Y, en relación con lo que dijo cada líder político/a, ¿podría decirme si está Ud. de acuerdo…?

Garzón

Sánchez

Rajoy

Díez

Con la mayoria

10,5

4,5

6

5,3

Con bastantes

28,8

25

16,1

24,6

Aceptación

39,3

29,5

22,1

29,9

Con pocas

19,4

41,8

28,4

26

Con casi nada

17,1

20,7

44,5

20

Rechazo

36,5

62,5

72,9

46

Aquí encontramos que Alberto Garzón vuelve a obtener los mejores resultados, 39,3% de aceptación y 36,5% de rechazo, seguido de Rosa Díez (29,9% aceptación y 46% de rechazo), Pedro Sánchez (29,5% de aceptación y 62,5% de rechazo) y Mariano Rajoy (22,1% de aceptación y 72,9% de rechazo).

Los parlamentarios y los medios

Curiosamente, estos datos no tienen mucha relación con lo que pensaban los parlamentarios ya que a Alberto Garzón y Rosa Díez les escucharon muy pocos diputados.

Lo que piensa el PP sobre este debate se vió claramente cuando Rajoy le dijo a Pedro Sánchez que no volviera por allí y cuando Celia Villalobos jugaba con su ipad y presidía el debate, mientras hablaba el presidente del Gobierno.

La misma actitud tuvieron los medios de comunicación centrándose en los representantes de PP y PSOE y despreciando al resto de los intervinientes.

El bipartidismo y los medios de comunicación y propaganda tienen en común los patrocinadores: las grandes empresas y fortunas y el mismo enemigo: los ciudadanos/lectores/espectadores, porque como ha denunciado Oxfam-Intermon, gobiernan para las élites.

Telefónica. La eficiencia de la primera empresa española

En los últimos meses, Telefónica me ha insistido repetidamente para que cambie de ADSL a fibra óptica. Como las condiciones económicas no me interesaban y el ADSL me resultaba suficiente, me negué a aceptarlo.

En los últimos tiempos, mi ADSL perdió velocidad de manera constante. El día que le hice un test me dió 6,7 Mbps, cuando tenía contratadas “hasta 10”. En vista de esta presión por parte de la empresa, negocié el cambio a fibra óptica.

El 20 de febrero vino un técnico de una contrata y tras dos horas de trabajo, en las que tuve que ayudarle porque una persona sola no lo podía hacer, consiguió que la fibra óptica llegara hasta el piso inferior al mío, pero sin señal telefónica. La contrata que había hecho la instalación anterior en el garaje, había puesto el cajetín en un lugar seguro pero muy poco accesible para los técnicos y además no le llegaba la señal. Esa misma tarde, vinieron dos técnicos de la contrata que había puesto la instalación general y teóricamente restauraron la señal.

Ayer, volvió el técnico del primer día y tras seis horas de lucha con los elementos y con ayuda mía para algunas de las tareas y con la de otro compañero que tuvo que llamar, hizo la instalación hasta mi ordenador, pero del cajetín del garaje seguía sin llegar señal. Tendrá que volver la contrata de la instalación del garaje y después el técnico que ya casi es como de mi familia.

Conclusiones:

Cuando una empresas subcontrata parte de sus funciones con diferentes empresas y sin garantía de calidad en el servicio, ni coordinación entre las diferentes contratas, seguramente que esos trabajos le ahorrarán muchos costes que pasarán a beneficios, pero eso es a costa de pérdida de calidad en el servicio y de molestias para el cliente.

En el capitalismo salvaje, lo más importante es la obtención de beneficios para los gestores y los accionistas, la calidad en el servicio y la satisfacción del cliente se convierten en materia para la propaganda.

El control del mercado por un número pequeño de grandes empresas que compran a los políticos (Zaplana “trabaja” ahí desde hace muchos años y Rodrigo Rato y Urdangarín entraron en Telefónica cuando tuvieron problemas), dejan al ciudadano indefenso.

Lo llaman Democracia y no lo es. Es capitalismo salvaje.

La Historia ¿se repite?

En 1939 Alemania comenzó la invasión de gran parte de Europa. Gran Bretaña, Francia y la URSS trataron de defender sus territorios y, por fin, con la ayuda del ejército estadounidense, en 1945 consiguieron la derrota total de Alemania. La España franquista luchó los primeros años a favor de Alemania y cuando vio la guerra perdida se pasó a los aliados (USA, Francia, Gran Bretaña y la URSS).

En el siglo XXI las guerras son económicas. Alemania vuelve a dominar Europa y, esta vez con el apoyo de USA (FMI y BM), está ahogando financieramente a los países del sur de Europa. Rusia está al margen como enemiga potencial de Alemania y USA, aunque ya no es comunista. La OTAN que surgió para luchar contra el comunismo soviético ahora continua su lucha, aunque desapareció el comunismo soviético. El gobierno de Rajoy, parece lógico, vuelve a estar del lado de Alemania y contra su propia población, lo mismo que con Franco.

En la Segunda Guerra Mundial, el triunfo contra Alemania se consiguió con la ayuda de la URSS. Me temo que ahora no nos vamos a poder desembarazar del dominio alemán sin la colaboración de Rusia y/o China.

Alemania es peligrosa. En el siglo XX produjo dos grandes guerras que destrozaron Europa y en los comienzos del XXI están liderando una dictadura económica que puede tener los mismos efectos: aumenta el número de suicidios y disminuye la esperanza de vida. Este Euro mata. La dictadura que lidera Alemania se aprovecha de la ausencia de democracia en la Unión Europea y la falsa democracia que han impuesto los bipartidismos neoliberales en los diferentes países europeos.

El dilema ahora, para la mayoría de la población, es: Democracia o miseria. ¿Podremos recuperar la Democracia?

Todos mienten

Los políticos del bipartidismo ya no tienen ninguna credibilidad y ahora salen sus jefes a tratar de resolver la papeleta, porque en las próximas elecciones sus desastre parece irremediable.

El Consejo Empresarial de la Competitividad, “think tank” (fábrica de estrategias) financiado por las 17 mayores empresas españolas, que son las que mandan en el gobierno, en boca de Alierta, presidente del “think tank” y de Telefónica y con antecedentes de problemas con la Justicia por problemas financieros, como muchos otros empresarios, dice que en cuatro años el paro puede bajar al 8% en España.

El 8% era el paro que había en plena burbuja inmobiliaria, y ese desplome que anuncian, ni explican como va a ocurrir, ni se lo cree nadie. Simplemente es propaganda del bipartidismo, que es el sistema favorito de los empresarios para no pagar impuestos y hacer las leyes que les favorecen.

Rajoy acaba de decir que está luchando contra la desigualdad. Sólo falta que vuelva a aparecer la Sra. Cospedal diciendo que el PP es el partido de los trabajadores. La caída de la imagen de los políticos del bipartidismo hace que vayan apareciendo los que están detrás de ellos en un desesperado intento de salvar su chollo. Pero los que van apareciendo tienen tan mala cara como los de la fila anterior. No sé si la Virgen del Rocío podrá hacer algo por ellos.

Todos mienten. Si no se respetan a sí mismos ¿cómo quieren que les respetemos? Ahora se conforman con mentir, más tarde es posible que traten de acojonarnos.

Francisco Giner de los Rios

Hoy se cumplen 100 años de su muerte. ¿Quién se acuerda?

Fundó en 1876 la Institución Libre de Enseñanza, el movimiento pedagógico más importante que se ha dado en España, que fue asesinada por Franco al terminar la guerra porque trataba de formar un pueblo adulto dueño de sí mismo.

De él salieron Machado, Unamuno, Azaña, Ortega y casi toda la generación del 27 (García Lorca, Dalí, Buñuel …) que se formó en la Residencia de Estudiantes (una de sus sedes en el siglo XX).

Francisco J. Laporta, catedrático de Filosofía del Derecho de la Universidad Autónoma de Madrid, hace hoy en El País una hermosa semblanza con el título El maestro de la educación interior.

Desde el dolor por el olvido y la rabia por un Ministerio de Educación y Propaganda, que solo busca españoles que sirvan a las empresas, sólo quiero depositar una rosa roja en su tumba del cementerio civil de Madrid.

Guindos, buen sicario

Rajoy y sus ministros están acosando a Grecia de la misma manera que acosan a los españoles con sus políticas terroristas (hay recortes que matan). Se comportan como sicarios de las mafias financieras y están destrozando nuestro país y el futuro de varias generaciones.

Guindos tiene un currículo tan brillante que era el director de Lehman Brothers para España y Portugal cuando quebró en 2008. Tras ese acierto le nombraron ministro de Economía y Finanzas de España. No sabemos quién lo nombró, las mafias son así, también nombraron a Monti jefe de gobierno de Italia sin elecciones y a Draghi presidente del BCE después de asesorar desde Goldman Sachs al partido conservador griego para trucar los balances de su país). Hay quien dice que es el peor ministro de finanzas de la UE, pero es un buen sicario.

Lo que España ha prestado a Grecia en 2010 y 2011 son 6.659,48 millones de euros. El resto, hasta los 26.000 millones que dice Guindos, lo prestaron para obtener beneficios varios grupos de inversión privados y el magnánimo ministro se apresuró a que los avalásemos los españoles para que no corran riesgos; porque con este gobierno los inversores privados van al Casino sabiendo que los beneficios son para ellos y las pérdidas para nosotros.

Las comparaciones que han hecho él y otros ministros, diciendo que si no fuera por esto no habría recortes, son un insulto a los españoles porque casi todos sabemos que los recortes se hacen para deteriorar los servicios públicos y privatizarlos y para no tener que hacer pagar impuestos a las grandes empresas y a los muy ricos.

Nos mean y dicen que llueve. ¿Por cuánto tiempo se lo vamos a permitir?

La Ola. Propaganda neoliberal

En 1967 el profesor de Historia Ron Jones de Cubberley High School en Palo Alto (California) trata de explicar el nazismo mediante un experimento con sus alumnos. Ya hay una película alemana, con el mismo nombre, que trata de ello y ahora ponen en el Centro Dramático Nacional (Teatro Valle Inclán) una versión de los hechos escrita por Ignacio García May y dirigida por Marc Monserrat Drukker. Al margen de los hechos ocurridos en California, no demasiado conocidos, y contando con que en el programa se explica que ha habido que comprimir el número de estudiantes, nos ceñiremos a lo que se ve en el teatro.

Un profesor de Historia, basándose en técnicas conductistas, convierte a los alumnos de su clase en nazis creando una asociación llamada “La tercera ola”, implantando una disciplina militar, creando unas señas de identidad (saludo, logotipo, uniforme …) y diciéndoles que esa sociedad se está implantando en el resto del país. El objetivo es incluir en su asociación a todos los alumnos del centro que asuman su ideología y sus ritos y excluir a todos los demás. Cuando al final del proceso les explica que no ha sido más que un juego, les acusa de haber aceptado su disciplina porque así es el ser humano.

Estas técnicas conductistas se han usado frecuentemente en publicidad y en política, como hemos podido ver en la España reciente cuando los bancos, en una operación especulativa, animaron a los ciudadanos a hipotecarse para conseguir la propiedad de una vivienda y cuando estalla la burbuja, por culpa de la especulación financiera, se echa la culpa a los compradores por haber vivido por encima de sus posibilidades.

Como profesor, me parece nefasta la manipulación que hace el profesor con sus alumnos adolescentes. Como profesor de Historia, no me merece ningún respeto que se enseñe el nazismo cargando la responsabilidad en las debilidades humanas y obviando las circunstancias históricas, sociales, económicas, etc. que lo promovieron.

Sobre los personajes de la obra, hay que decir que hay uno de ultraderecha y una chica judía que es la que se opone, porque otro que empieza siendo crítico acaba siendo “integrado” adjudicándole una “responsabilidad”. En la época de las manifestaciones contra la guerra de Vietnam y de las movilizaciones civiles y raciales (hippies, Black Panther, etc.) no hay en esa clase nadie de izquierdas. En ningún momento se ve una actitud crítica hacia los hechos por parte del autor del texto o la dirección.

“Las cosas son así”, parece decir la obra. Las víctimas y sobre todo los pobres son los culpables (menos los judios), explica el neoliberalismo.

Democracia o Nazismo

Las mafias financieras hace ya muchos años que decidieron que no les convenía la Democracia. La Trilateral, en los 70-80 ya advirtió de que había una democracia excesiva. Quizá por eso, la construcción europea, desde el tratado de Maastricht, se diseñó con un nivel mínimo de democracia que produce la paradoja de que si la UE fuera un país no cumpliría los requisitos para pertenecer a la UE. Vamos que se parece bastante al Vaticano.

Las políticas de austericidio que impone Alemania, a través de lo que llaman Banco Central Europeo y de la Troika (exista o no), están produciendo el crecimiento de la extrema derecha y, precisamente en Grecia, el partido Nazi ocupa el tercer lugar por escaños, a pesar de tener a su cúpula en la cárcel y en Francia también está bastante fuerte.

En los conatos de negociación del nuevo gobierno griego con Merkel y su ministro de finanzas, estos se están negando a aceptar una revisión de la deuda que el gobierno alemán consiguió en 1953 y que supuso su despegue como potencia económica. ¿Está el gobierno alemán apostando de nuevo por el nazismo?.

Las mafias atacan

Las mafias económicas lanzan un ataque ejemplarizante contra Grecia, por medio del Banco Central Europeo (que ni es un banco central, ni está sujeto a control democrático), cerrando el grifo de liquidez a los bancos griegos. Que el nuevo gobierno democrático griego consiga sus propósitos de evitar que los ricos esquilmen su país, es un mal ejemplo para España, Italia, etc. que pueden seguir su ejemplo.

La OTAN (fuerza armada de las mafias financieras) abre un frente de guerra contra Rusia, tratando de reabrir la Guerra Fría y el miedo de la población de USA y Europa para que, en aras de una supuesta seguridad, levanten los brazos y se dejen vaciar los bolsillos. La OTAN se creó para defendernos del comunismo ruso y ahora, que ya Rusia no es comunista, descubre sus cartas y vemos que lo que está defendiendo es la supremacía de los mercados norteamericanos. Merkel y Holland (Rajoy va de paquete) , marionetas de John Kerry, van a ser las avanzadillas de las mafias financieras norteamericanas. ¿Serán estas fuerzas de intervención contra Rusia las mismas que se iban a implantar en Sevilla contra el yihadismo?

El ministro alemán de Finanzas se apresta a frenar las maniobras económicas del nuevo gobierno griego que trata de sacar a su población de la miseria. Alemania destruyó gran parte de Europa dos veces durante el siglo pasado y está ahora tratando de hacerlo de nuevo con medidas económicas que impone sin ninguna legitimidad para ello.

¿Sabremos defendernos?

El cayuco

Comparto el análisis que hace hoy Juan José Millás en su columa de El PaísDe milagro. Tras el triunfo electoral de Syriza en Grecia, nadie se ha preguntado por el futuro de la gente que trabaja”, aunque me gustaría hacer una matización.

Merkel y la troika no viajan en el cayuco, ellos, como capataces de las mafias financieras, están en sus chalets de la costa controlando la operación que les tiene que dar pingües beneficios.