España 2018: Menos nacimientos y más muertes

En el primer semestre de 2018, han descendido los nacimientos en España, en casi un 6% y ha aumentado la mortalidad en un 2,1%, según el Instituto Nacional de Estadística.

Normal. Bajan los salarios y aumenta el número de trabajadores y trabajadoras en riesgo de exclusión. Si tienen dificultades para sobrevivir ¿cómo van a pensar en reproducirse? A esto contribuye la especulación que está poniendo la vivienda a precios imposibles.

Se deteriora el Sistema Nacional de Salud. Ha habido huelga de profesionales en Cataluña denunciando el problema de los recortes y ahora hacen huelga los gallegos por la misma razón. El copago de las medicinas contribuye también a acelerar la llegada de la muerte, porque ya se está viendo que muchas personas no pueden retirar las medicinas que necesitan.

Estas cifras evidencian que las políticas de austericidio que propone la Unión Europea y aceptan nuestros gobiernos son buenas para los accionistas pero disminuyen la calidad y la duración de la vida de los demás.

Estas cifras cantan. Quizá por ello es tan difícil encontrarlas en los periódicos.

Chalecos amarillos

Estamos aquí para que nos oigan, la violencia no va a resolver nada, pero tienen que comprender que estamos hartos”, “nos toma por idiotas”, “que bajen los impuestos, que paguen más los ricos y no los jubilados”, respuestas de demócratas hartos de ser engañados.

Frases como estas recogieron ayer los periodistas por toda Francia en las diversas manifestaciones que representaron el cuarto sábado de descontento de la población con las políticas de “gobernar para las élites” que denunciaba Oxfamintermon en su informe de enero de 2014.

Han pasado más de cuatro años y el robo continúa, por lo que la población empieza a hartarse y actúa con violencia que es el único lenguaje que entiende y usa el capitalismo salvaje.

La derecha respondió con represión: más de 1700 detenciones y 264 heridos (un 10% policías), según El País. Muchas de las detenciones fueron “preventivas”. Curioso Estado de Derecho que ordena detener por indicios de malas intenciones.

En Bruselas, en el barrio de las instituciones europeas, también hubo manifestaciones y detenciones y sería lógico que estas protestas se extendieran al resto de los países de la Unión Europea porque esa institución es la que apadrina y promueve tanta política injusta.

Mientras tanto, Macron calla y el resto de los gobernantes también, como si la cosa no fuera con ellos.

¿Habrá que “hablar” más alto?

RNE5 tiene que mejorar

Hoy el informativo de las 14 horas ha consistido en la retransmisión de una rueda de prensa de Pablo Casado sobre las elecciones andaluzas.

En primer lugar, Pablo Casado no se ha presentado a estas elecciones.

En segundo lugar el PP no ha ganado las elecciones, aunque pueda llegar a gobernar.

En tercer lugar una rueda de prensa de un político que no ostenta responsabilidades de gobierno, no es información, es propaganda. Sobre todo cuando el político es este dirigente del PP que miente más que Trump.

En tiempos de Rajoy esto hubiese sido considerado normal, porque la manipulación de los medios públicos que hizo el gobierno Popular, como el de otros bienes públicos, como si fueran de su propiedad fue intolerable en términos democráticos. Pero se ve que la “limpieza” que ha hecho Rosa Mª Mateo, que tanto ha molestado a los fachas, ha sido insuficiente.

Los medios públicos tienen que estar al servicio de los ciudadanos, no de los políticos que estén en el gobierno o en la oposición. Mientras tanto esta democracia sigue descomponiéndose.

Miserable la actuación del Gobierno con el pesquero de Santa Pola

Queda demostrado que lo del Acuarius fue sólo un gesto. El PSOE ya nos tiene acostumbrados a la política de “gestos”.

Para empezar, hay que decir que hay muchos culpables en esta política asesina contra los migrantes pobres. La ONU no debería permitir que las grandes corporaciones esquilmen las riquezas de los países africanos y le hagan imposible la vida a sus pobladores. Pero la ONU está formada por muchos países aunque unos pocos tengan derecho a veto. Mala cosa.

La OTAN convirtió Libia en un Estado fallido. En ese país, rico en recursos energéticos, había un dictador que trataba de estar a bien con la comunidad internacional (por la cuenta que le tenía), pero la OTAN lo invadió (por su cuenta), asesinó al dictador y se fue, dejándolo en manos de dos o tres señores de la guerra que son peores que los dictadores (alguien habrá salido ganando, seguramente las grandes compañías americanas y británicas del petroleo y el gas).

La Unión Europea no es la culpable de las migraciones mediterráneas, pero pasa de ellas porque tiene otros “negocios”.

En España pensábamos que los gobiernos defendían a las empresas, pero ya vemos que sólo a las del IBEX, porque un pesquero es una pequeña empresa y no merece su protección.

Cuando un pesquero se encuentra con naúfragos, las leyes internacionales les obligan a rescatarlos, también los derechos humanos y el sentido humanitario de las personas, pero eso para este gobierno ha importado muy poco, les ha tenido más de una semana parados en medio del mar esperando respuesta y sólo cuando el gobierno valenciano les ha ofrecido cobijo les ha encontrado refugio en Malta.

Una pequeña empresa ha estado más de una semana sin poder trabajar, ha cargado con 12 migrantes, tantos como marineros, en un espacio reducido, expuestos a conflictos, enfermedades, etc. y el Gobierno les recomendó que los devolvieran a Libia. ¡Increible! Para un empresario que pone los derechos humanos por encima de sus propios beneficios ¡se le penaliza! Eso tenemos, capitalismo salvaje.

A Florentino Pérez le indemnizaron con más de mil millones por su almacén de gas fallido en el Mediterráneo. A la familia del pesquero de Santa Pola, que ha salvado 12 vidas (de negros, eso sí) no les darán ni las gracias.