La guerra comercial de EEUU contra China

Otra prueba de que en las guerras de 5ª generación las armas tradicionales tienen un papel secundario, las dos armas principales son ahora la Economía y la Desinformación.

La Economía lleva actuando como protagonista político desde poco después de la 2ª Guerra Mundial, con la financiarización y la doctrina neoliberal apoyándose en la doctrina del Shock. Así Economía, Desinformación y Miedo son las tres patas de la guerra moderna.

La batalla contra el fantasma del virus chino, no es muy diferente de las anteriores contra el comunismo o contra el terrorismo islámico, la única diferencia es que en ésta las armas tradicionales quedan de fondo, como última solución no aconsejable, porque las mafias financieras han extendido sus tentáculos por todo el mundo desarrollado y los ataques militares, que no son nada seguros, pueden perjudicar sus intereses. No se puede bombardear China porque allí hay fábricas y redes comerciales con capital USA, francés, alemán, británico … consecuencia de la deslocalización.

Demonizar al enemigo y estrangularlo económicamente es más fácil y rentable para los reyes de las finanzas porque, además del dinero, disponen del sistema de propaganda mediática. Lo están haciendo con Venezuela y China, entre otros.

Hacer de un virus menos mortal que la gripe un fantasma terrorífico, ha sido fácil porque, en Europa, América y parte de Asia, la armada mediática es una potente arma de propaganda e intoxicación, teledirigida desde EEUU. La OTAN ya sólo sirve para conflictos en los países subdesarrollados, donde la armada mediática, que es de salón, no funciona y además allí los muertos indígenas son baratos.

EEUU se está resistiendo de mala manera a la pérdida de su hegemonía económica, tecnológica y política, en primer lugar porque ya no existe realmente como Estado. Vimos en Siria como luchaban entre sí contendientes apoyados por diferentes organismos USA, y unas pocas, pero muy grandes, corporaciones dictan o ejecutan directamente las políticas que convienen a sus intereses. El Estado ha sido superado por las corporaciones. Por eso la degradación del sistema político de USA que puede estar presidido por personajes como Trump o Bush Jr.

Curiosamente esta guerra de 5ª generación coincide con el dominio de China en la 5G de los móviles y ya ha producido víctimas en España. La suspensión de la Mobile World Congress de Barcelona, tiene el aspecto de un ataque USA, porque, además, se ha anunciado que podrá celebrarse en las mismas fechas que la de Shanghai, aquí se dice matar dos pájaros de un tiro. Como es natural, además de la verdad hay otras victimas colaterales.

Cosas del Libre Mercado.

Un comentario sobre “La guerra comercial de EEUU contra China”

  1. En lo que toca al 5G, «nuestros media» son de cagarse por las patas abajo. No hay pruebas de que China espíe, ¡y mira que han buscado con todas las lupas de que se dispone! Hay pruebas, vehementes, repetidas y continuadas de que los USA nos espían hasta en los calzones que (no) nos ponemos. ¿Qué hacer? La decisión es sencilla y predecible: es posible que China no nos espíe, pero la incertidumbre nos abruma; elijamos la certeza de ser espiados por USA y paguemos unos cuantos miles de millones de euros más que lo que nos pide China y bajémonos los pantalones, quitémonos las bragas y hagamos como que no nos están dando por el ano. Como decía mi santa abuela, «más vale malo conocido que bueno por conocer. Eso es razonar.
    Sin el repugnante espionaje USA a Argentina durante la Guerra de Malvinas, Argentina no habría perdido esa guerra. USA tenían pinchadas todas las comunicaciones del país latino, incluidas las diplomáticas y las militares, claro, y alegremente pasaba Reino Unido la información necesaria para derrotar al país de la plata. Pero esto no es más que un pequeño ejemplo de la mierda que somos para el país más poderoso del mundo.
    https://www.clarin.com/politica/cia-inteligencia-alemana-espiaron-argentina-120-paises-50-anos_0_-f_3kdCU.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*