La insultante actitud de El País

Un presidente constitucional que gana claramente la primera vuelta de las elecciones, tiene que esconderse y huir porque el jefe del Ejército le “sugiere” que dimita y varios de sus ministros tienen que hacer lo mismo y El País, por las expresiones de sus “periodistas”, pone en duda que sea un golpe de Estado. La misma actitud que tuvo cuando el fracasado golpe militar contra el Presidente Chávez en Venezuela, que le costó varios días reconocerlo.

Cuando Evo Morales llegó a la presidencia y desarrolló una legislación tratando de impedir que una empresa extranjera pudiera hegemonizar los medios de comunicación de su país, como hay en otros países y como había en España para las televisiones hasta que Aznar la deroró para que Berlusconi pudiese comprar T5, una persona muy relevante de la administración de El País -ya difunta- dijo que había que matarle.

Es muy posible que no todos los accionistas de El País piensen lo mismo pero la información sobre Latinoamérica está siempre sesgada por sus importantes intereses empresariales, no sólo en el campo de los medios de comunicación.

Es insultante para los lectores españoles que el periódico de referencia en España informe tan sesgadamente a la población, sabiendo que hay acceso a otros medios más fiables, lo que justifica la enorme desconfianza de los españoles sobre la prensa de nuestro país detectada por un estudio de la Universidad de Oxford.

Es lamentable que un medio tan volcado en sus propios intereses económicos y políticos esté dirigido por periodistas que han tenido una trayectoria profesional tan digna como Soledad Gallego Díaz y el economista Joaquín Estefanía.

Pero es comprensible, aunque no justificable. El mayor accionista de PRISA es un fondo USA (30%) , el tercero es el HSBC (Hong Kong and Shanghai Banking Corporation), el banco más multado del mundo por sus irregularidades.

La fiabilidad de los medios informativos de un país es paralela a la credibilidad de su democracia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*